Visitar Viñales, las plantaciones de tabaco y Cayo Jutías

Viñales es un destino turístico que suele entrar dentro de los planes de todos los que deciden visitar la isla de Cuba más allá de la capital, La Habana y las playas de Varadero. El Valle de Viñales está situado justo en la parte este de la isla, en la provincia de Pinar del Río. El lugar es Patrimonio Natural de la Humanidad.

Para llegar a Viñales desde La Habana nosotros decidimos coger un autobús de Via Azul que tarda unas 4 horas en llegar. Si queréis más información sobre cómo moverse por Cuba y consejos útiles, no dejéis de visitar la guía sobre nuestro viaje a Cuba.

Al llegar a Viñales con el autobús es posible que os sorprenda ver a mucha gente que os atosigará con fotos de sus casas para que vayáis a dormir a sus casas particulares. Uno siempre puede ir a la aventura que no ocurrirá nada grave, pero nosotros preferimos ir a la Villa El Mojito, previo envío de emails desde casa y acuerdo de nuestro día de llegada. Si queréis saber dónde dormir en Cuba y tener más información, podéis consultar nuestra entrada sobre las casas particulares en Cuba.

  • ¿QUÉ HACER EN VIÑALES?

Viñales es una zona muy turística. Hay un evidente motor económico que son las casas particulares. Nosotros pagamos 20 CUC por noche en Villa El Mojito y estuvimos muy a gusto. Desde Viñales, mucha gente se mueve para visitar Cayo Jutías, una zona que tiene todavía muchas playas tranquilas libre de masas de turistas. Su arena es blanca y el agua cristalina, lo que hace que mucha gente haga el trayecto desde Viñales hasta Cayo Jutías en taxi colectivo. Nosotros lo hicimos y pagamos 15 CUC por cabeza ida y vuelta en un Chevrolet de los años 50. La verdad es que la experiencia fue increíble.

A parte de Cayo Jutías, la gente viene a Viñales por ser uno de los centros agrícolas especializados en la plantación de tabaco por métodos tradicionales. Los puros de Cuba son famosos en el mundo entero y desde Viñales se hacen muchos de estos puros que luego compran los turistas en La Habana.

Uno puede elegir ir a caballo en una ruta por el valle y las plantaciones o adentrarse y dar una vuelta por la zona. Nosotros nos encontramos con un campesino que nos llevó hasta su plantación de tabaco y su mujer nos enseñó cómo fumar un puro cubano mientras nos explicaba el proceso de elaboración. La verdad es que fue interesante y aun sabiendo que el precio estaba ligeramente inflado, compramos un paquete pequeño de puros como agradecimiento por las explicaciones y la visita.

Es recomendable coger un taxi y subir hasta el Hotel Los Jazmines, situado en la colina de Viñales desde donde podremos acercarnos al mirador y disfrutar de la vista de la inmensidad y belleza del Valle de Viñales.

No muy lejos, también podremos visitar el Mural de la Prehistoria de Viñales, una serie de pinturas sobre la pared que no es en realidad prehistórico pero que no deja de ser un lugar particular, donde se explica la evolución de la vida. Nosotros nos acercamos pero no hicimos una visita al lugar.

Muchos se acercan también a visitar la famosa Cueva del Indio de Viñales, pero por cuestión de tiempo, nosotros decidimos no visitarla. Es un destino muy turístico por lo que si os animáis, podréis visitarla sin problemas. Lo mejor es que habléis con la persona que os hospeda en la casa particular para que os explique cómo se puede visitar.

Visitar Viñales, las plantaciones de tabaco y Cayo Jutías
5 (100%) 4 votes
Tags from the story

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.